Páginas vistas en total

jueves, 30 de agosto de 2012

la certeza de mi muerte, es lo que hace tan maravillosa mi vida.

Me acaba de sorprender este párrafo en medio de una novela corta de Erri De Luca, El peso de la mariposa, y con que fuerza expresa nuestra incapacidad para oler, escuchar, tocar, saborear, aunque menos para ver (nuestro principal sentido es el visual) comparado con otros animales, y como suplimos estas carencias con nuestra inteligencia...

Los animales actúan por instinto, escapan cuando huelen peligro cerca, y nosotros actuamos mediante probabilidades, mediante heurísticos, realizando inferencias...
...ellos no se equivocan, nosotros sí...
ellos saben lo que deben hacer, nosotros siempre dudaremos, por ejemplo, entre casarnos, no casarnos o dudar entre ambas decisiones...y generalmente, tras decidir, tras el paso del tiempo, siempre nos asaltarán las dudas sobre la decisión tomada sea cual sea, aunque tratemos con todas nuestras fuerzas de justificar, buscando hechos que corroboren, que la decisión tomada, ha sido la adecuada.

"Ningún sentido le daba la certeza de que estuvieran allí. 
Son escasos los sentidos con los que la especie humana está dotada, los mejora con el compendio de la inteligencia. 
El cerebro del hombre es rumiante, mastica una y otra vez la información de los sentidos, la combina en probabilidades. 
El hombre es así capaz de premeditar el tiempo, de proyectarlo. 
Es también su condena, porque le da la certeza de morir...
 ...El hombre no soporta el final, después de haberlo sabido se distrae, confía en haberse equivocado en sus previsiones."

El peso de la mariposa, Erri De Luca.

Lo maravilloso de la vida, es que la certeza de nuestra muerte, se convierte en la razón por la cual, debemos disfrutar, amar, querer, saltar, reir, volver a amar, abrazar, besar, acariciar, seguir amando, ayudar, abrazar de nuevo, darte un beso porque es lo que me apetece, o un wasap porque lo necesito... 

En resumen, la certeza de mi muerte, es lo que hace tan maravillosa mi vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario