Páginas vistas en total

miércoles, 30 de mayo de 2012

Se escribió un 4 de julio de 1776

La historia tiene mucho que enseñarnos...

"Sostenemos como evidentes por sí mismas dichas verdades: que todos los hombres son creados iguales; que son dotados por su Creador de ciertos derechos inalienables; que entre estos están la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad; que para garantizar estos derechos se instituyen entre los hombres los gobiernos, que derivan sus poderes legítimos del consentimiento de los gobernados; que cuando quiera que una forma de gobierno se vuelva destructora de estos principios,el pueblo tiene derecho a reformarla o abolirla, e instituir un nuevo gobierno que base sus cimientos en dichos principios, y que organice sus poderes en forma tal que a ellos les parezca más probable que genere su seguridad y felicidad. La prudencia, claro está, aconsejará que los gobiernos establecidos hace mucho tiempo no se cambien por motivos leves y transitorios; y, de acuerdo con esto, toda la experiencia ha demostrado que la humanidad está más dispuesta a sufrir, mientras los males sean tolerables, que a hacerse justicia mediante la abolición de las formas a las que está acostumbrada. Pero cuando una larga serie de abusos y usurpaciones, que persigue invariablemente el mismo objetivo, evidencia el designio de someterlos bajo un despotismo absoluto, es el derecho de ellos, es el deber de ellos, derrocar ese gobierno y proveer nuevas salvaguardas para su futura seguridad." 

4 de Julio de 1776.

"El propósito de la vida es ser feliz. Nuestra propia actitud mental es el factor más influyente en el trabajo hacia ese objetivo. A fin de cambiar las condiciones fuera de nosotros mismos, tanto si conciernen al entorno como a nuestras relaciones con los demás, en primer lugar debemos cambiar dentro de nosotros. La clave es la paz interna. En ese estado mental puedes afrontar las dificultades con calma y razonadamente, conservando tu felicidad interna. El amor, la bondad y la tolerancia, la conducta no violenta y la teoría de que todas las cosas son relativas, así como una variedad de técnicas para calmar la mente, son fuentes de paz interna [...]"

.................................................................................

martes, 29 de mayo de 2012

¿Existe la pareja ideal? de Mertxe Pasamontes....

El amor y más concretamente enamorarse es algo que nos cambia la vida. Nuestras hormonas se disparan, nuestros ojos ven el mundo de una manera nueva, nos sentimos fuertes y poderosos, a ratos melancólicos,  como sumidos en una tormenta emocional placentera en presencia de la persona amada. Se han vertido ríos de tinta sobre este tema, cientos de películas, miles de canciones…Como cantaba Tom Jones, Love is in the air. La única pega de todo este despliegue de amor, es que necesitamos a otros para enamorarnos y en la mayoría de los casos deseamos ser correspondidos.

Y en esa búsqueda de la pareja es en dónde empiezan frecuentemente los problemas. La mayoría sabemos quelo mejor es enemigo de lo bueno pero a la hora de buscar pareja, o de valorar a la que se tiene, hay personas que parece que no encuentran esa persona a la que consideran la “ideal”. Esa persona que cumple el sueño del amor romántico de ser “tu media naranja”, “tu alma gemela”. Y posiblemente el problema viene de ese marco conceptual, de buscar una ideal en lugar de una persona real.

Pero de la misma manera que tendemos a perseguir más nuestro Yo ideal que a dejarnos conectar con nuestro Yo real y permitirnos ser quiénes somos, muchas veces también perseguimos ese ideal en el otro. El problema de esa búsqueda de alguien especial, o perfecto de algún modo, o que sea tu príncipe o princesa….es que impide ver a la persona que tienes delante tuyo. Es una búsqueda que habla más de tus carencias y necesidades insatisfechas que de las de la otra persona. Es muy probable que esa persona que tienes justo frente a ti sea maravillosa en muchos aspectos, pero tú no puedes verla.

No estoy con esto queriendo decir que cualquiera te “sirva” para formar una pareja. Ha de haber una atracción, una cierta química, unos valores compartidos, unos intereses en común, etc. Todo eso es necesario para sentar unas bases que permitan formar una relación que pueda prosperar. Pero además hace falta querer hacerlo y desear de veras a alguien con quien puedas crecer conjuntamente, no sólo alguien que llene tu soledad o tu necesidad de afecto o cualesquiera que sea el vacío que pretendes llenar. Y para eso necesitas a alguien real y completo, como se supone que eres tú.

Si no te conoces ti mismo, difícilmente podrás encontrar esa persona con la que andar de la mano por la vida. Irás dando palos de ciego y quejándote de tu mala suerte en las relaciones. Posiblemente incluso repitas patrones y tengas la sensación de que siempre se te acercan el mismo tipo de personas con las que invariablemente acabas teniendo problemas. Cuanto más auténtico seas tú mismo, más auténticas serán tus relaciones, más fácil te será hablar de ser humano a ser humano y más sencilla resultará la conexión. Si vas “vendiendo” quién no eres atraerás a quién no te conviene. Y el problema, como te vengo diciendo será tuyo y no de la otra persona.

Por todo ello, sé romántico si eso te agrada, pero busca a una persona real, con sus virtudes y defectos, una persona con la que te puedas comunicar honestamente y que te quiera por lo que de verdad eres, sin falsas apariencias. Y a la que puedas amar del mismo modo. No esperes al hombre o la mujer perfectos. Y ten en cuenta, que una vez la persona llegue, tendrás que trabajar en la relación, así como trabajas en ti mismo y en otras áreas de tu vida. Pero hazlo con placer, con ilusión, con dedicación auténtica. Y si ya estás en pareja, permitid ambos que lo real se imponga a lo ficticio, que puedas amar al otro en toda su completitud. A veces es en esos pequeños puntos débiles en dónde se cuelan los resquicios del alma. Y amar de verdad es gozar de la oportunidad de vivir los momentos casi mágicos en que dos almas se unen.

¿Buscas un ideal o a alguien real? ¿Eres tu auténtico?

Mertxe Pasamontes

sábado, 26 de mayo de 2012

Jung y la sombra


Jung agregó un cuarto elemento a la estructura realizada por Freud:
Ello, Yo, Súper Yo, Sombra

Para Jung, la persona  representa nuestra imagen pública, es la máscara que nos ponemos antes de salir al mundo externo.

Sombra.

"Todo eso que eres y te molesta de ti, reflejándolo en otros. Lo que ves en otros, lo detestas aunque esté en ti, deriva de un pasado pre humano, nuestras preocupaciones se limitaron a sobrevivir. Seria entonces el lado obscuro del “Yo”, nuestra parte negativa o diabólica, pero la sombra es amoral (ni buena ni mala) solo animal."

Carl Gustav Jung (1875-1961)

Cuídate de tu sombra, sabes que la tienes, tendemos a ver los defectos en los demás y obviar o quitarle importancia a los nuestros, cuando si reflexionásemos sobre ellos, veríamos que también adolecemos de ellos, aprende de ti mismo, y podrás ayudar a los demás, sin estigmatizarlos por tus propios errores.

viernes, 25 de mayo de 2012

resiliencia.

La resiliencia es la capacidad de una persona o grupo para seguir proyectándose en el futuro a pesar de acontecimientos desestabilizadores, de condiciones de vida difíciles y de traumas a veces graves. 

La resiliencia se sitúa en una corriente de psicología positiva y dinámica de fomento de la salud mental y parece una realidad confirmada por el testimonio de muchísimas personas que, aún habiendo vivido una situación traumática, han conseguido encajarla y seguir desenvolviéndose y viviendo, incluso, en un nivel superior, como si el trauma vivido y asumido hubiera desarrollado en ellos recursos latentes e insospechados. 

Aunque durante mucho tiempo las respuestas de resiliencia han sido consideradas como inusuales e incluso patológicas por los expertos, la literatura científica actual demuestra de forma contundente que la resiliencia es una respuesta común y su aparición no indica patología, sino un ajuste saludable a la adversidad.
"las personas resistentes tienen un gran sentido del compromiso, una fuerte sensación de control sobre los acontecimientos y están más abiertos a los cambios en la vida, a la vez que tienden a interpretar las experiencias estresantes y dolorosas como una parte más de la existencia, En general, se considera que es un constructo multifactorial con tres componentes principales: compromiso, control y reto."

"A pesar de traumas graves, incluso muy graves, o de desgracias más comunes, la resiliencia parece una realidad confirmada por muchísimas trayectorias existenciales e historias de vida exitosas. De hecho, por nuestros encuentros, contactos profesionales y lecturas, todos conocemos niños, adolescentes, familias y comunidades que "encajan" shocks, pruebas y rupturas, y las superan y siguen desenvolviéndose y viviendo -a menudo a un nivel superior- como si el trauma sufrido y asumido hubiera desarrollado en ellos, a veces revelado incluso, recursos latentes y aun insospechados".
(Michel Manciaux. La resiliencia: ¿mito o realidad)

jueves, 24 de mayo de 2012

Quien, en esencia soy...

No quiero que vuelen,
los bichos que anidan mis entrañas.

No quiero que me abandonen,
los gritos que dan sentido a mi silencio.

No quiero conservar,
lo que la muerte me quitara cuando venga.

No me merecería la pena hacerlo,
si con todo ello,
renuncio a mi dignidad,
a mí mismo.

Ya no quiero morir,
solo por el recuerdo de los bichos y los gritos,
que anidaban mi vientre,
mis entrañas.

Aunque escapen o desparezcan,
siempre vuelven,
regresan,
para recordarme quien,
en esencia,
soy.

miércoles, 23 de mayo de 2012

Hoy quería hablaros de La PriNcEsA IncA y su MuJeR PrECipiCiO

Hoy quería hablar de un libro de poesía, "La mujer-precipicio", que desgarra mis creencias y mi interior, y que descubrí por una casualidad, como todo lo bueno que suele pasar en la vida...esas casualidades que hacen de la vida, la experiencia maravillosa jamás contada...si te encuentras mal, si tienes depresión, si algún día pensaste en tirarte por una ventana, o cortarte las venas o simplemente morirte...recuerda que la vida  ya es el preludio de la muerte, que hay gente que vive aquí, en nuestro mundo, pero que no es su mundo, ella no lo ve como tú ni como yo, para ella los colores tienen sabor, un día se creyó ser una princesa Inca, recordaba detalles, reconocía lugares en los que no había estado, y le dijeron que no, que era imposible, y la internaron y la empastillaron y le quitaron sus sueños...ahora sabe que lo que siente es su realidad, que no existe una verdad, que la locura es salir de la realidad común...


"Desde hace algunos años, en la tertulia de ‘locos’, vinculados a Radio Nikosia, de ‘La Ventana’, que conduce Gemma Nierga en la cadena Ser, llama la atención la personalidad y el talento de la Princesa Inca, Cristina Martín (Barcelona, 1979), uno de esos seres entre lúcidos y atormentados, que van de aquí para allá en busca de sí misma y de un fragmento de sosiego. Hambrienta de luz, de amor y de poesía. Después de cada intervención la Princesa Inca, lee un poema. Poemas nada convencionales, surrealistas, de esos poemas que traspasan umbrales, que abren puertas a regiones de las sensaciones y de la cabeza nada frecuentes. Dice Inca: “La poesía es para mí un territorio de libertad absoluta donde todo está permitido”. Los suyos no son poemas perfectos, pero tienen el vigor de la sinceridad, la extraña virtud de la alucinación, el desgarro de quien intenta decir lo indecible o la espiral de los presagios. "


Si quieres conocerla, aquí tienes una video-entrevista...


"Hay ojos que son ciegos viéndolo todo,
luego existen ojos que lo ven todo
y acaban cegándose."


Dice Gemma Nierga, de Cristina Martin (la princesa inca), una poetisa única, estudiante de psicología, jardinera, diagnosticada con una mezcla de bipolaridad y esquizofrenia...en el prólogo a su libro "La mujer-precipicio":

"Su voz, su risa sonora, su elocuencia, sobre todo su verdad...son únicas. Nadie escucha como ella, nadie mira como ella, nadie se interesa por la gente tan en serio..."

"Pronto supe que, cuando me miraba al entrar en el estudio, Cristina era capaz de ver a través de mi, notar si ese día yo estaba tal vez un poco triste, o cansada. Os juro que consigue desnudarme, que logra que hable de esos miedos míos que ni a mi misma me cuento. Porque sus palabras me llegan muy adentro, más de lo que yo querría."

"Ella vive a pelo, desprovista de las corazas con las que el resto protegemos nuestra intimidad frente a los demás."


Este es el primer poema, el que empieza el libro, tras el prólogo de Gemma, si la poesía no debe preocuparse por ser hermosa, ni agradable, ni por perseguir la certeza; si la poesía tiene que doler y acompañarnos en el insomnio; si tiene que nacer de cuadernos emborronados mientras uno camina ciudad arriba, ciudad abajo; si tiene que llevarnos hasta el borde mismo del precipicio, «paralizados ante la duda inexacta y rara de seguir existiendo»; si tiene, en fin, que poseer «la fuerza rabiosa de la vida», entonces este libro está lleno de auténtica poesía.


A los que se quedaron dormidos en el nunca.

A los que se quedaron dormidos en el nunca,
a los que sueñan sus verdades y se las niegan,
a los que tienen mucho miedo
y lloran por cualquier cosa
y se ocultan la cara de vergüenza.
A los tímidos,
a los solos, a los raros,
a los que dudan y dudan
y les llaman inmaduros, débiles.
A los que duermen en la fría cama del psiquiátrico,
a las madres que cogen la mano de su hijo ingresado.
Os digo: que no nos vendan verdades, que la verdad no existe.
La Verdad y la Razón son creaciones del ser humano,
para doler, para medir.
Hay que luchar contra el silencio y la ignorancia,
no somos enfermos.
¿Quién tiene la verdad absoluta, la realidad absoluta?
¡Que la muestre, que la enseñe si puede!
¡Es mentira, mentira, no existe!
A los que llevan cicatrices por haberse rajado las venas,
a los que consiguieron no rajárselas.
A los que están paralizados de angustia,
paralizados para ser, amar, soñar.
A los que llaman vagos, idiotas, locos, débiles.
No escuchéis la voz de los que viven sólo para tener.
A los que por ansiedad fuman dos paquetes diarios.
A los que no son sociables, ni aptos, ni lúcidos,
ni extrovertidos, ni empáticos, ni asertivos, ni normales.
A los que nunca superarán un test psicotécnico,
a los que llevan medicación en el bolso y el monedero vacío,
a los que están atados ahora a una cama y no nos oyen.
A los psiquiatras que abrazan a sus pacientes
y pidieron alguna vez consejo al que llamaron esquizofrénico.
A los que tenemos certificado de disminución
y leemos a Lorca y a Nietzsche y lo que haga falta.
A los que no soportaron el túnel y se fueron para siempre,
a los que atravesamos cada día el túnel
agarrados aunque sea a las paredes negras.
A todos los que saben o quieren escucharnos
y no se fían sólo de los manuales, libros, tesis,
estudios y estadísticas.
A los psicólogos que dan besos.
A los que ya hemos transitado por el infierno y el cielo
y no queremos volver más allí.
Y sobre todo,
a todas esas pupilas dilatadas de tanta química
que miran aturdidas y absortas
pero tienen la luz más hermosa.
A todos os digo:
«No existe la locura sino gente que sueña despierta».


"-¿Cree en Dios?
-No soy atea. Sí creo que después de morir hay algo, que de alguna manera seguimos en un paraíso personalizado, a la medida de cada uno, que hay algo en ti, energía, alma, pensamientos, una conciencia, que continúa, en otra dimensión pero continúa, según lo que tú has querido ser; no creo que tras la muerte se diluye todo, creo que no viene la nada, pero no creo que haya un solo lugar donde vamos todos..."

Finalmente, dejo un enlace a una entrevista, en la sección la contra de la vanguardia.com, a esta gran artista, gran persona, que ve el mundo, no como tú o como yo, sino como todos, a mi juicio, deberíamos verlo... desnudo, sin estereotipos, sin creencias, sin verdades, sin mentiras, sin razón, sin velos, sin vergüenza, sin culpa, sin orgullo....



"¿La locura se cura?
En muchas culturas, al loco se le escucha: se acepta que accede a otra comprensión de la realidad, a una lucidez. Y es el chamán, es el oráculo. Pero aquí no: ¡aquí da miedo!
 ...
¿Y qué es lo importante de la vida?  Sentir que amas y sentirte amada."

martes, 22 de mayo de 2012

la fuerza no es sino una casualidad nacida de la debilidad de los otros

Cuando los hombres enarbolan la fuerza; 
tanto física como psicológica,
moral e ideológica,
sin sentido,
contra los débiles,
contra los diferentes...
solo pueden considerarlo
como natural,
cuando ellos mismos,
los que la producen,
se debaten en la oscuridad.

Porque la fuerza en sí,
no es sino una casualidad,
nacida
de la debilidad de los otros.

La conquista de cualquier cosa,
mediando la fuerza, 
por lo general,
consiste en arrebatársela a los débiles,
a los que son diferentes...
y sabed,
que no es nada agradable
cuando se observa con atención.

Luego,
los débiles,
los diferentes,
deben vivir al borde del precipicio,
pero sin precipitarse...

...


(versos inspirados en la voz de Marlow en "el corazón de las tinieblas" de Joseph Conrad)


miércoles, 16 de mayo de 2012

creencias, realidades, certezas...

"Entre una explicación falsa y ninguna explicación - decía Nietzsche - siempre es mejor una explicación falsa" 
y no porque Nietzsche lo dijera, sino que es la preferencia de nuestro cerebro, el cual necesita explicar y justificar la realidad que sucede a su alrededor, para reducir la incertidumbre que se crea, cuando no tenemos explicación...

...por ejemplo, la religión es una explicación falsa ante la muerte, el azar, lo desconocido y en muchos casos es preferible a ninguna explicación...en este mundo incomprensible, Dios consuela.

Pascal decía...
 "Compórtate como si creyeras y llegarás a creer"

Somos legión, somos rebaño... 
El problema surge cuando lo que crees saber determina lo que ves. Por esto, no existe una realidad objetiva individual, sino mas bien tenemos una perspectiva constructivista y la realidad la vemos como un fenómeno intersubjetivo. 

La mayoría de la gente, tiene la necesidad de sintonizarse con sus próximos...
(cuantas veces hemos hecho algo que no queríamos porque nuestros amigos lo están haciendo???)
...para aprender a mirar de manera similar aquello que podría ser visto de maneras distintas.

La ficción se vuelve realidad, - decía otra vez el amigo Friedrich - desplazándose al autoengaño personal por el que una creencia, apoyada en repetidas acciones en esa dirección, se cristaliza en una verdad.

Según el teorema de Thomas...
"Si los hombres definen ciertas situaciones como reales, estas son reales en sus consecuencias."

La pasión; uno de los sentimientos, mezcla de varias emociones, que mueve el mundo; supera a la razón, diría casi siempre, haciéndole encontrar amables legitimaciones, para el objeto de deseo y su consumación.

Decía Oscar Wilde...
...que el tabaco es el placer mas perfecto, precisamente porque está siempre a disposición y deja siempre un poco insatisfecho. Y debido a nuestra innata manera de reducir la disonancia que nos crean la existencia simultanea de conocimientos que en un momento u otro no coinciden, e intentamos esforzarnos por hacerlos coincidir mejor, siempre intentaremos justificar nuestras acciones, aunque al final, el resultado sea un autoengaño, pero de esta manera no solucionamos el problema, sino que lo anestesiamos.



Para acabar, cito este párrafo del magnífico libro de Milan Kundera, "la insoportable levedad del ser"...
 "No existe posibilidad alguna de comprobar cual de las decisiones es la mejor, porque no existe comparación alguna. El hombre lo vive todo a la primera y sin preparación."

Con lo cual tanto si tu realidad es creada como si es autoengañada, jamás podrás comprobarlo...por lo menos de momento...quien sabe dentro de 100 años???

Vive Tranquilo...
...Sé Feliz


lunes, 14 de mayo de 2012

LoS 10 ManDaMienToS...

En mis viajes por la red, he encontrado estos 10 mandamientos, y he decidido apropiármelos como si fueran "mis autos de Fe", obviamente citando a su autor, el gran Bertrand Russell, viejo conocido en este blog, por su concepción de la religión del unicornio rosa invisible, ya que de ella parte, la única, la auténtica, la omnipotente, -espero que se me note el tono irónico- la verdadera religión de la Sandía Verde Invisible...

Russell, escribió el 16 de diciembre de 1951, aprovechando una colaboración para la New York Times Magazine, para divulgar una vez más la razón, mediante un artículo titulado "The best answer to fanaticism: liberalism".
Al final de este artículo, Russell exponía su decálogo, que, según él, todo profesor debería desear enseñar a sus alumnos...

1. No te sientas absolutamente seguro de nada.

2. No pienses que vale la pena ocultar la prueba, pues con toda seguridad, está saldrá a la luz.

3. Nunca te desanimes pensando que no vas a tener éxito.

4. Cuando te encuentres con una oposición, incluso si viene de tu esposa o de tus hijos, esfuérzate por vencerla con argumentos y nunca con autoridad, pues la victoria que depende de la autoridad es irreal e ilusoria.

5. No tengas respeto por la autoridad de otros, pues siempre se encuentran autoridades enfrentadas.

6. No uses el poder para reprimir opiniones que consideres perniciosas, pues si lo haces las opiniones te reprimirán a ti.

7. No temas ser excéntrico en tus opiniones, pues todas las opiniones aceptadas ahora, alguna vez fueron excéntricas.

8. Encuentra mayor placer en el disenso inteligente que en la aceptación pasiva, pues si valoras la inteligencia como se debe, lo primero implica una más profunda aceptación que lo segundo.

9. Sé escrupulosamente sincero, incluso si la verdad es inconveniente, pues es más inconveniente cuando tratas de ocultarla.

10. No sientas envidia de la felicidad de aquellos que viven en un paraíso de tontos, pues sólo un tonto pensará que eso es la felicidad.

Recuerda que la felicidad siempre está en tu interior, es tuya, única, moldeable y sólo te sirve a ti...

Tú decides ser feliz, que nadie intente comprar ni vender tu felicidad...
...sólo disfrútala.


martes, 8 de mayo de 2012

Mejor que "ama a tu prójimo como a ti mismo", me gusta más, "Respeta a tu prójimo a pesar de que no lo ames".

Mejor que "ama a tu prójimo como a ti mismo", me gusta más, "Respeta a tu prójimo a pesar de que no lo ames".

EL CORAZÓN TIENE CEREBRO.

"El corazón tiene razones que la razón no entiende"
BLAISE PASCAL.

EL CORAZÓN TIENE CEREBRO.

Se ha descubierto que el corazón contiene un sistema nervioso independiente y bien desarrollado con más de 40.000 neuronas y una compleja y tupida red de neurotransmisores, proteínas y células de apoyo.

Es inteligente

Gracias a esos circuitos tan elaborados, parece que el corazón puede tomar decisiones y pasar a la acción independientemente del cerebro; y que puede aprender, recordar e incluso percibir.

Existen cuatro tipos de conexiones que parten del corazón y van hacia el cerebro de la cabeza.

1. La comunicación neurológica mediante la transmisión de impulsos nerviosos. El corazón envía más información al cerebro de la que recibe, es el único órgano del cuerpo con esa propiedad, y puede inhibir o activar determinadas partes del cerebro según las circunstancias.
Significa que el corazón puede influir en nuestra manera de pensar.
Puede influir en nuestra percepción de la realidad y por tanto en nuestras reacciones.

2. La información bioquímica mediante hormonas y neurotransmisores. Es el corazón el que produce la hormona ANF, la que asegura el equilibrio general del cuerpo: la homeostasis. Uno de sus efectos es inhibir la producción de la hormona del estrés y producir y liberar oxitocina, la que se conoce como hormona del amor.

3. La comunicación biofísica mediante ondas de presión. Parece ser que a través del ritmo cardiaco y sus variaciones el corazón envía mensajes al cerebro y al resto del cuerpo.

4. La comunicación energética: el campo electromagnético del corazón es el más potente de todos los órganos del cuerpo, 5.000 veces más intenso que el del cerebro. Y se ha observado que cambia en función del estado emocional. Cuando tenemos miedo, frustración o estrés se vuelve caótico. Y se ordena con las emociones positivas.

Sí....

Y sabemos que el campo magnético del corazón se extiende alrededor del cuerpo entre dos y cuatro metros, es decir, que todos los que nos rodean reciben la información energética contenida en nuestro corazón.


¿A qué conclusiones nos llevan estos descubrimientos?

El circuito del cerebro del corazón es el primero en tratar la información que después pasa por el cerebro de la cabeza. 


¿No será este nuevo circuito un paso más en la evolución humana?

Hay dos clases de variación de la frecuencia cardiaca: una es armoniosa, de ondas amplias y regulares, y toma esa forma cuando la persona tiene emociones y pensamientos positivos, elevados y generosos.

La otra es desordenada, con ondas incoherentes y aparece con las emociones negativas.
Sí, con el miedo, la ira o la desconfianza.

Pero hay más: las ondas cerebrales se sincronizan con estas variaciones del ritmo cardiaco; es decir, que el corazón arrastra a la cabeza. La conclusión es que el amor del corazón no es una emoción, es un estado de conciencia inteligente.

El cerebro del corazón activa en el cerebro de la cabeza centros superiores de percepción completamente nuevos que interpretan la realidad sin apoyarse en experiencias pasadas. Este nuevo circuito no pasa por las viejas memorias, su conocimiento es inmediato, instantáneo, y por ello, tiene una percepción exacta de la realidad.

Está demostrado que cuando el ser humano utiliza el cerebro del corazón crea un estado de coherencia biológico, todo se armoniza y funciona correctamente, es una inteligencia superior que se activa a través de las emociones positivas.

Este es un potencial no activado, pero empieza a estar accesible para un gran número de personas.


¿Y cómo puedo activar ese circuito?

Cultivando las cualidades del corazón: la apertura hacia el prójimo, el escuchar, la paciencia, la cooperación, la aceptación de las diferencias, el coraje.

Es la práctica de pensamientos y emociones positivas.

En esencia, liberarse del espíritu de separación y de los tres mecanismos primarios: el miedo, el deseo (avaricia) y el ansia de dominio, mecanismos que están anclados profundamente en el ser humano porque nos han servido para sobrevivir millones de años.


¿Y cómo nos libramos de ellos?

Tomando la posición de testigos, observando nuestros pensamientos y emociones sin juzgarlos, y escogiendo las emociones que nos pueden hacer sentir bien. Debemos aprender a confiar en la intuición y reconocer que el verdadero origen de nuestras reacciones emocionales no está en lo que ocurre en el exterior, sino en nuestro interior.

Cultive el silencio, contacte con la naturaleza, viva periodos de soledad, medite, contemple, cuide su entorno vibratorio, trabaje en grupo, viva con sencillez.

Y pregunte a su corazón cuando no sepa qué hacer.

***Annie Marquier, matemática e investigadora de la conciencia. Profesora en la Sorbona, Francia y luego fundó en Quebec el Instituto para el Desarrollo de la Persona. Es autora de El poder de elegir, La libertad de ser y El maestro del corazón. “El ser humano lleva consigo un potencial extraordinario de conciencia, inteligencia, sabiduría y amor; descubrimientos científicos recientes lo constatan”.