Páginas vistas en total

viernes, 18 de octubre de 2013

Relativismo moral...

Tus valores, tus creencias, tus prejuicios... son tuyos porque así te ha "marcado" la sociedad en la que has nacido, crecido y vivido; es "tú" sociedad la que te los ha prestado, y eres "tú" quien crees que los has adquirido por tu reflexión, cuando prácticamente todos ellos, son préstamos sociales, muy difíciles de cambiar, y que tendemos a universalizar a las demás culturas, países y religiones...

Esta actitud es lo que se llama etnocentrismo, que consiste en considerar al grupo o cultura propia como superior, y es despreciativo respecto a otros grupos y culturas. Todos grupo desprecia a los demás, aunque la forma de hacerlo puede variar culturalmente.

La forma más simple de etnocentrismo es que una persona asuma ingenuamente que las premisas culturales son las mismas en todas partes.

Aquí dejo una historia para ilustrar el concepto...

Paul Bohannan, antropólogo, cuenta...

"En 1950 me encontraba haciendo trabajo de campo entre los tiv de Nigeria Central. Una tarde, un tiv regresó de bañarse en el río local. Metió la cabeza en mi cabaña para decirme que ya había vuelto. 

Le pregunté qué había pasado. 
Me contestó: "No mucho. Se ha ahogado un hombre" 
Inmediatamente salté ¿Qué? ¿¿Ahogado?? 
"¿Conoces el lugar del río donde el fondo cae de golpe? Bueno, era extranjero. Perdió pié, y no sabía nadar." 
"¿Nadie le salvó? ¿No intentaste tú salvarlo?" (Yo sabía que era un gran nadador)
La respuesta fue demoledora: "No era mío"

Entendí perfectamente lo que quería decir. Los tiv se toman molestias para prestar algún servicio a sus parientes, pero no a cualquiera. Me encontré odiándole a él y a sus valores porque me habían enseñado a pensar que una vida humana es una vida humana, sin importar de quien sea. Pensé -y sigo pensando- que no le hubiese costado demasiado rescatar a aquel extraño.

Una semana más tarde, cuando estaba hablando con el mismo ayudante sobre las familia tiv, mencioné que no veía a mi madre desde hacía casi cinco años. Me miró horrorizado: ¿Quieres decir que no vas a tu casa a ayudar a tu madre?" Intenté decirle que nos escribíamos, que nos manteníamos en contacto, que ella no necesitaba mi ayuda. Mis explicaciones no sirvieron de nada, estaba tan ultrajado por mis valores como yo por los suyos. Después de considerarlo una y otra vez durante años, todavía creo que los míos son mejores. Sin duda él sigue creyendo que los mejores son los suyos."

El relativismo moral dice "tú eres capaz de hacer juicios morales, entonces no es lícito que no los hagas porque no todo vale." Y desde este enfoque, Bohannan "se ha mojado", y desde su óptica moral, opina que es intolerable dejarle ahogar a una persona, sea quien sea, y desde su óptica moral, cree que es mucho menos malo no tener tanto contacto con una madre. El tiv opina que es mucho peor ésto último. 

Al final es la sociedad la que nos condiciona con respecto a la moral que tenemos, "ésto" es bueno o malo, si la sociedad en la que vivimos cree que es bueno o malo, y olvidamos que la mayoría de las veces, "ésto" no es ni bueno ni malo, es lo que es...



No hay comentarios:

Publicar un comentario