Páginas vistas en total

lunes, 16 de julio de 2012

Ser feliz; no es cuestión de suerte, sino de aptitud y actitud...

"ME LLAMAN LOCO SOLO PORQUE HAGO COSAS QUE LA MAYORÍA NO OSA HACER NI COMPRENDER"

Y el inicio, como todo lo bueno, fué por casualidad....

...preparando un cóctel de ron con azucar y jugo de sandía, en una noche de sábado mágica, bajo el cielo estrellado, na "xira" en Vilalba...

...y luego, en la mañana del domingo, el sol abrasaba, la temperatura subía, y la falta de descanso embotaba, así que si queríamos mantener frescas las ideas y la cabeza, había que inventar un sombrero, que cubriese u refrescara... y que mejor que una sandía en la cabeza...
Si entiendes, las cosas son así. Si no entiendes, las cosas son así.

Y mientras, a finales de aquel primer verano, el sombrero tipo "sandía en la cabeza", se convirtió; debido a los jugos etílicos y posteriores reflexiones metafísicas, de aquella noche; en dos superhéroes, los "SuperSandías", que regalaban su pócima mágica a cualquiera que quisiera probar sus efectos revitalizadores, o jugo coloca y revitaliza, al mismo tiempo.



Y aunque no poseemos fotos, tenemos conocimiento, de un tal "SuperGayumbos", que por aquellas fechas, en un día soleado de primeros de agosto, mientras dormía plácidamente en una playa da "illa de arousa", y a falta bañador, se encontraba allí en gayumbos, despertó sobresaltado, ante los gritos de una señora que afirmaba que alguien se ahogaba, y corrió y nadó, con todas sus fuerzas, para llegar al medio del mar y salvar de las aguas a un señor anónimo, poco antes de que se hundiera en el vasto mar, recibiendo los aplausos, al salir del agua, de los bañistas allí congregados.

Solo tenemos una foto de varios dias después con el mismo atuendo de "SuperGayumbos", vigilando otra de nuestras maravillosas playas gallegas, a "praia das catedrais".

"La sandía verde invisible es un Dios de gran energía espiritual. Lo sabemos porque es capaz de ser a la vez verde e invisible. Como todas las religiones, somos una escisión, acaecida en 2010, y en nuestro caso venimos de la "falsa religión del unicornio rosa invisible"; nosotros, los únicos conocedores de la verdad, sabemos que la religión de la sandía verde Invisible se basa en la lógica tanto como en la fe. Tenemos fe en que la sandía es verde; y por la lógica sabemos que es invisible, ya que no podemos verla"

ya desde pequeño, tenía muy claro cuál era la religión verdadera...

y al año siguiente, no solo sandía en la cabeza, también un buen kilt escocés, para disfrutar de la fiesta, de la manera mas cómoda posible, y manteniendo fresca la mente.

Y entonces llegó "Samaín", el otoño, día de difuntos... "jalouüin" lo llaman los americanos, y nuestros superhéroes tuvieron que adaptarse al clima, la sandía refresca en verano, pero en otoño, y con frío, no os recomiendo llevarla nunca en la cabeza, y viendo que ya no las vendían en los mercados, "los SuperSandías", decidieron mutar su personaje, a alguien mas acorde con el tiempo frío y lluvioso, y así nacieron "los SuperCalabazas", medio vampiros, porque les gusta mucho la noche, y medio Homer simpson, por el color y el gusto por la estrella (que es incluso mejor que la duff)

"No importa de que te rías, el porqué te rías, ni con quien te rías, ni siquiera que te acuerdes del qué, del porqué o de con quien, lo único que importa es reírse."

Y llegaron las fiestas navideñas...

y esta vez los superhéroes mantuvieron su incógnito, excepto en un momento de la noche que se creyeron dos renos perdidos del ilustre Papá Noel.

Y en los carnavales, como las calabazas ya escasean, o mejor dicho, ya no hay, y las sandías aún están por llegar...

...pues el mas difícil todavía, "los SuperZanahorias" nacen, en una noche mágica, llena de ingenio, un taladro de zanahorias, cuerdas, mas ingenio, unas diademas y alguna cervecita y ...

... dijeron que no se podía, que era imposible, que era muy difícil, que no nos podíamos superar...

...y ASí nacieron "los SuperZanahorias".
"Educación es lo que queda después de olvidar lo que se ha aprendido en la escuela." 



...los "superzanahorias saliendo de la superfurgo...

Y aquí tenemos uno de esos días en que mi pareja como superhéroe no logró llegar a tiempo y tuve que mimetizarme, como un "ourizo cacho"...

Porque uno tiene que saber reírse de uno mismo, y consigo mismo...

...un factor muy importante en la receta de la felicidad.

"El único lugar en el mundo en donde puedo sentarme a reposar y sentir la verdadera paz es en mi interior."

...Y si es como "superflocklorica", "antes muerta que sencilla" y rodeado de bellísimas e increíbles amigas, pues con Salero, con eStrella, y muchaS ganaS de divertirSe...

Y aquí tenemos, hace ya años, dos supercaracoles, con supermariquita, un coleguilla superhéroe nuestro, que nos encontramos en un bar...


Y aquí 20 años sin volver a asaltar os caneiros, por fin no 2013, están de volta os supersandías, que como buena gente que son, prestaron los cascos con superpoderes a dos superfans ...
 

Y para terminar, el descanso del guerrero, del héroe, del superhéroe de las mil caras, que cuando tiene descansar, porque sus fuerzas ya ni le permiten caminar, lo hace y no le importa donde...

"Puedo perdonar muchas cosas, pero en algo soy irreductible: no le perdono a nadie, bajo ningún pretexto, que no sepa volar... quien no sepa volar, pierde el tiempo conmigo."



2 comentarios:

  1. No se necesita gran cosa para sonreír. Hombre jajja tú llevaste la metáfora al lado friki-extremo pero oye, una lástima la gente reprimida que no sabe disfrutar de la vida... Estás como una cabra! pero una cabra feliz jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ahí le has dado...

      mejor ser una cabra feliz, que un hombre amargado...

      y ante todo coherencia; entre lo que pienso, lo que digo y lo que luego hago...

      siendo uno mismo, es como se alcanza la felicidad.

      Eliminar