Páginas vistas en total

sábado, 29 de diciembre de 2012

despertando...


En el vientre de una mujer embarazada se encontraban dos bebés. Uno pregunta al otro:
-¿Tú crees en la vida después del parto?
- Claro que sí. Algo debe existir después del parto. Tal vez estemos aquí porque necesitamos prepararnos para lo que seremos más tarde.
- ¡Tonterías! No hay vida después del parto. ¿Cómo sería esa vida?
- No lo sé pero seguramente... habrá más luz que aquí. Tal vez caminemos con nuestros propios pies y nos alimentemos por la boca.
- ¡Eso es absurdo! Caminar es imposible. ¿Y comer por la boca? ¡Eso es ridículo! El cordón umbilical es por donde nos alimentamos. Yo te digo una cosa: la vida después del parto está excluida. El cordón umbilical es demasiado corto.
- Pues yo creo que debe haber algo. Y tal vez sea sólo un poco distinto a lo que estamos acostumbrados a tener aquí.
- Pero nadie ha vuelto nunca del más allá, después del parto. El parto es el final de la vida. Y a fin de cuentas, la vida no es más que una angustiosa existencia en la oscuridad que no lleva a nada.
- Bueno, yo no sé exactamente cómo será después del parto, pero seguro que veremos a mamá y ella nos cuidará.
- ¿Mamá? ¿Tú crees en mamá? ¿Y dónde crees tú que está ella?
- ¿Dónde? ¡En todo nuestro alrededor! En ella y a través de ella es como vivimos. Sin ella todo este mundo no existiría.
- ¡Pues yo no me lo creo! Nunca he visto a mamá, por lo tanto, es lógico que no exista.
- Bueno, pero a veces, cuando estamos en silencio, tú puedes oírla cantando o sentir cómo acaricia nuestro mundo. ¿Sabes?... Yo pienso que hay una vida real que nos espera y que ahora solamente estamos preparándonos para ella..





...este cuento intenta darnos a entender que hay "vida" o "algo" después de la muerte...

Bajo mi humilde punto de vista percibo varias incongruencias.

- la primera y mas obvia, es que presuponen una capacidad de autoconciencia o autoreconocimiento de los bebés, algo que en estos momentos, con estudios científicos que lo corroboran, los fetos no poseen, y la cual se desarrolla durante los primeros meses, siendo reconocida en estudios, entre los 16 y 18 meses.
(el auto reconocimiento es un proceso muy importante para poderse comprender a sí mismo, para incrementar la confianza, para construir la identidad o para poder participar en la sociedad.)

- la segunda, y presuponiendo, como si de pensamiento mágico se tratara, que estos dos bebés tiene una charla tan amigable y tan adulta dentro del vientre de su madre, pues es que mientras no se demuestre la existencia de "algo", ese "algo" no existe, con lo cual, en el mismo momento que estos niños salen al mundo, se dan cuenta de que existe ese otro mundo que ellos no percibían, por carecer de experiencias que se lo mostrasen, y concuerdan que estaban equivocados, y rectifican. Se llama el método científico, y puede ser refutado, en las mismas circunstancias, por todos, para que sea cierto.

- la tercera y última, y no por ello, menos importante, es que se nos intenta inculcar, de una manera análoga, que hay vida después de la muerte, como que hay "algo" al morir, que aunque no conocemos ni percibimos por nuestros sentidos, ni por nuestra razón; creemos intuir por esas ansias del ser humano de inmortalidad, pero que no posee ninguna base científica, ni hay teoría, hipótesis o ley según la cual podamos intuir que hay "algo" tras la muerte, mas que la mera descomposición del cuerpo humano...

Nada tiene más significado que el que yo le atribuyo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario